3/06/2007

Heroínas : Juana de Arco


Juana de Arco nació en el año 1412 en Francia. Una devota creyente, campesina sin estudios y de bondadoso corazón. Su patria estaba en una grave situación, expoliada por la invasión inglesa Desde joven empezó a tener apariciones que le decían que ella debía salvar a la nación y al rey. Un buen día su familia la llevó al ejército de una ciudad vecina, para advertirles sobre sus presagios. Pero los militares no le creyeron hasta que meses después la noticia de una derrota bélica que la niña había profetizado les convenció de sus dones.

Así que viajó a Palacio; donde el rey para probar sus habilidades se disfrazó de simple aldeano y colocó en su sitio a otro. La joven llegó al gran salón y en vez de dirigirse hacia donde estaba el reemplazo del monarca, fue directamente a donde se encontraba el rey disfrazado; y le contó secretos que hicieron cambiar la opinión del soberano acerca de aquella joven.

Creían perdida la guerra., pero Juana suplicó al monarca que le concediera el mando sobre las tropas; y el rey la nombró capitana. Animados por la joven, los soldados franceses lucharon como héroes y expulsaron a los asaltantes liberando varias ciudades. Juana no luchaba ni hería a nadie, pero al frente del ejército iba de grupo en grupo animando a los combatientes e infundiéndoles entusiasmo; en ocasiones cayó herida en las batallas.

Pero llegaron las envidias y entonces empezó una época de sufrimiento y de traiciones contra ella. Muchos cortesanos sentían celos de que ella llegara a ser demasiado importante, y empezaron a hacerle la guerra. Traicionada, cayó en manos de los ingleses que la torturaron salvajemente en la cárcel. Le acusaron de cometer brujería y la sentenciaron a la más atroz de las muertes: ser quemada viva.

Encendieron una gran hoguera, la amarraron a un poste y la quemaron lentamente.

Murió rezando a su Dios; A los 17 años había llegado a ser una heroína nacional y una autentica mártir de su religión.

8 Comments:

Anonymous Flower said...

Asi me gusta Alberto!!!!! Una heroina!!!!! :-)

Demasiada gente muere por lo que cree...

y por desgracia demasiadas mujeres murieron en la hogera por el simple hecho de no ser exclavas sumisas de una sociedad masculina sin lugar a dudas..

6:41 p. m.  
Anonymous Flower said...

Y las faltas de ortografía están todas adrede ;-)))))

6:41 p. m.  
Blogger [J] said...

Vamos, que la Juana (la Juani la llamaban en su pueblo) estaba como un grillo, pero con su convicción consiguió mover a un pueblo, y con su aliento ganar batallas. Loca o no, si esto no es una heroína, que baje su Dios y lo vea.

9:27 a. m.  
Blogger Gwathadan said...

Hoy probablemente habríamos dicho que Juana era una psicótica esquizofrénica que sufría alucinaciones... Y probablemente tendríamos razón. Pero eso no le quita grandeza, ni le da razón alguna a los mezquinos mediocres que la hicieron quemar viva. ¡Viva Juana de Arco!

5:46 p. m.  
Blogger Dinorider d'Andoandor said...

creo que mas esquizofrenicos serian los que la mataron

ella solo fue una mujer muy valiente que hacia lo que creia correcto

8:48 p. m.  
Blogger Marco Alonso said...

Ni que decir...heroínas / heroes para todos los gustos!

Al igual que Juana, much@s lucharon (luchan) por lo que creen y sienten... algunos ganan batallas, otros ganan corazones... lo importante es que la lucha es por algo que se cree!

Un abrazo...!!

4:59 p. m.  
Anonymous Flower said...

La batalla de la vida no la gana el hombre más rápido ni el más ligero... tarde o temprano el hombre que gana es aquel que cree poder hacerlo.

C. Barnard

9:54 a. m.  
Blogger el angel de las mil violetas said...

Un post muy bueno. Felicidades.

1:16 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home